miércoles, 20 de mayo de 2009

La esperanza muere al último…congelada.



Tenía yo diecisiete años y vivía en los edificios de la calle Primavera. Era viernes por la tarde y desde la ventana de mi cuarto escuché el chiflido característico del Javi para ir a vagar como todos los días. Caminábamos por el estacionamiento del fraccionamiento cuando vimos a Ana y a la Nadadora sentadas dentro del viejo Opel abandonado.

—Y ora ustedes, ¿Qué hacen ahí?
—Mmm... nada. Oye Javi, ¿Está tu hermano?
—No, se fue a quien sabe donde.
—Uyy...

Ana y la Nadadora (que, como su nombre indica, no tenia nada por ningún lado) eran amigas putonas del Ruso, el hermano mayor del Javi. Nosotros nomás las veíamos de lejos con antojo, pero ellas obviamente ni nos volteaban a ver. Sólo salían con el Ruso y su grupo de amigos. Ana estaba riquísima; era bonita, delgada, güerita y de ojo verde. Pero estaba enculadísima con Quique Borracho (que se diferenciaba de Quique Tienda en que, bueno, era borracho y no tenia una tienda), el mejor amigo del Ruso, que nomás le hacia caso cuando andaba pedo (La Nadadora era motivo de burla general desde una vez que el Ruso nos contó que, en una peda en una cabaña, él estaba trague y trague sabritones mientras platicaba, pero luego la Nadadora empezó de caliente con él y fue a fajársela a un cuarto. Después de un rato, ella salió corriendo por toda la cabaña con las manos entre las piernas, gritando "!Ayy mi puchita! !Mi puchita!". El Ruso contaba entre carcajadas que la había dedeado sin lavarse las manos.).

Por eso aquel día que extrañamente se mostraban platicadoras con nosotros no desaprovechamos la oportunidad.

— ¿Por qué? ¿Para qué lo querías?
—No, nada más, es que...
— ¿Qué? ¿Necesitan un aventón a algún lado? —Javi tenia un vocho azul y, nada pendejo, las quería trepar (¿Para que? Misterio. Los razonamientos adolescentes son muy extraños; pero seguramente y de alguna manera, suponían sexo en algún punto).
—Eeeeh...no. Oye, ¿Tu nana está en tu casa, verdad?
—Sí, no se fue con mi tía, ¿Por qué o qué?
—No, pues es que Laura (la Nadadora) se enojó con su mamá y la corrió de la casa. Y pues estamos viendo donde quedarnos hoy, hasta que se le pase el coraje.

En este punto nuestros cerebros adolescentes inmediatamente dejaron de pensar sobre si Dragon Ball Z era mejor que los Caballeros del Zodiaco y comenzaron a funcionar a mil por hora, ¿Que hacer? ¿A donde llevarlas? En casa del Javi estaba su nana, culiche de hueso colorado que nomás nos veía salir a cualquier lado y gritaba "!Hey morros! Nomás que los vea con las pinchis huilas y van a ver, cabrones!" Mis papas habían salido, pero regresaban en la noche, así que también por ese lado estábamos acorralados.

Ellas —en un movimiento que hasta la fecha no entiendo— pensaban quedarse dentro del Opel abandonado (si querían conmovernos o que nos apiadáramos de ellas, era completamente innecesario; en ese momento les hubiéramos dado hasta nuestros pantalones si nos los hubieran pedido), pero me armé de valor y les propuse que fuéramos a mi casa, por lo menos un rato y ya ahí veríamos que hacer. Ellas inmediatamente dijeron que sí y ahí fuimos. Ya en mi casa estuvimos tratando de decidir algo, mientras tanto Javi y yo, con puras miradas, nos pusimos de acuerdo en que pasara lo que pasara, no podíamos dejarlas ir sin nosotros a ningún otro lado. Con esto en mente, no nos quedo de otra más que proponerles que nos subiéramos a la azotea de los edificios y quedarnos ahí. Nos costo muchísimo convencerlas, pero al final aceptaron; entonces saqué dos o tres cobertores y los subimos a la azotea.

Javi le dijo a su nana que iba a quedarse a dormir en mi casa y yo les deje un recado a mis papas diciéndoles que me iba a quedar en la suya. Ya en la azotea nos cagábamos de frío, pero a los dos nos valía madres, nomás por la posibilidad de por lo menos tener un faje con ellas. A mí me gustaba un chingo Ana, pero Javi no quería aventarse con la Nadadora. A señas y miradas universales que cualquier hombre entiende, me decía más o menos esto:

—No mames cabrón, pinche vieja está reculera.
—Ohh güey, no seas ojete y hazme el paro.
—No chingues, además el Ruso ya se la tiene bien cogida, ni modo que remueva el atole de mi carnal.
—Ohquelachingada, no mames, Ana no va a querer contigo por Quique, déjame a mi...

Y así se nos fue media noche.

De pronto Ana se acordó que había dejado su bolsa en mi casa, y ahí voy yo en putiza a sacarla antes de que llegaran mis papas. Entré corriendo y al agarrar en chinga la bolsa, esta se atoro en el brazo del sillón y se me cayó. Cuando recogía todas las chingaderas que traía, vi un sobre con el nombre de un laboratorio. Obviamente lo abrí y lo único que leí en la ojeada que le di fueron las palabras: "Gonadotropina Coriónica Humana" que a mis diecisiete años solo me sonaron a una cosa: Gonorrea.

Sí, ríanse. Ahora sé que sólo es una hormona cuya función es tan común y corriente como un Chevy rojo, pero en ese momento sólo pude hacer una deducción rápida y equivocada, pero muy obvia:


Vieja Golfa—>Análisis clínicos—>Gonadotropina = Gonorrea


Subí en un suspiro a la azotea y como pude jalé a Javi a un lado, y muy discretamente le dije:

— ¡No mames güey!
— ¿Que?
— ¡No nos la podemos coger!
— ¿Por qué?
— ¡Tiene gonorrea!
— ¡No mames!

Le conté lo que había visto. Pensamos furiosamente por un momento y decidimos nomás fajárnoslas (¡Ay ternuritas! Decidíamos algo que estaba a años luz de ser nuestra decisión, ja). Así que ya tranquilos y decididos, regresamos con ellas.

Cuando las viejas empezaron a cansarse de nomás estar sentadas, acomodamos los cobertores y nos acostamos. Primero yo, luego Ana, después Javi y al final la Nadadora. Cada vez hacía más frío, así que estábamos tapados totalmente, cubiertos hasta las cabezas. Un poste a lo lejos apenas y alumbraba algo.

Y empezamos, lentamente, a restregarnos a ellas. Yo a Ana y Javi a la Nadadora. Así como que ay que frío hace sí verdad jeje deja me acomodo ay pérate tantito ora tu que haces jeje espérense cabrones ay que frío nomás tantito uy tengo sueño ay como crees ya esténse en paz y así por el estilo.

Yo estaba pegado como lapa a Ana; ella boca arriba y yo de lado. Respiraba en su oído y muy lenta y delicadamente pasaba mi mano por su cuerpo. Ella se hacia la dormida y no reaccionaba. Yo pensé "Dormida o no, te voy a meter mano" y efectivamente, le metí mano.

Todo hombre que se precie de serlo ha pasado alguna vez horas (o por lo menos así se siente) pegándole unos arrimones a una vieja, con la esperanza de que se deje el mayor tiempo posible sin que nos pegue un madrazo o nos mande a la chingada. Es cansado y frustrante, pero ¡ahhh¡ ¡Cuanta emoción! ¡Cuanta ilusión! Pues esa noche pasé literalmente horas rozándole las tetas, arrimándole la reata y sobándole los muslos.

Ana seguía haciéndose la dormida. Yo me encontraba en ese extraño y nebuloso estado entre el sueño, la vigilia y la calentura. Le metí la mano lentamente debajo de la blusa y me pase lo que restaba de la noche masajeándole las tetas, que hasta la fecha recuerdo como casi perfectas, suaves y firmes. Cabían justo en mi mano y si estiraba el pulgar y el meñique, podía rozar sus pezones. Como ella seguía necia con lo de Morfeo, me animé y bajé de nuevo la mano. Con una lentitud que hubiera envidiado el cabrón del "Corazón Delator" de Poe, le desabroche el botón del pantalón. Con infinita paciencia digna del buitre que le devoraba las entrañas a Prometeo, le baje el cierre. Más lentamente que un burócrata de ventanilla única en viernes de quincena, recorrí con mis dedos la maratónica distancia que había entre las faldas de su Monte de Venus (el único monte que los hombres escalan para después tirarse de cabeza al fondo) hasta la prometida olla de oro al final del arcoiris....

Lector impaciente: — ¡Por dios! ¡Basta ya con las metáforas baratas!

Autor sorprendido: — ¿Te parece?

Lector indignado: — ¡Claro que me parece! ¡Deja ya eso o nos largamos!

Autor conciliando: — Ok, ok, ¿Lo digo con todas sus letras?

Lector despectivo: — ¡Dilo ya!

Autor resignado: —Está bien. Quiero decir que me tardé un chingo desde que le abrí el pantalón hasta que pude meterle un dedo.

Lector satisfecho: — ¡Muy bien!

Aún con el dedo adentro, aquella seguía insistiendo en su ataque de narcolepsia (El cual fue el primer caso de narcolepsia y arritmia conjunta que se haya registrado; ya que su pulso y respiración aumentaron un 85% sin que despertara) Estuve un buen rato así, sobándola muy lentamente y deslizando un dedo lo más profundo que podía (¡Malditos sean los pantalones de mezclilla! ¡Maldito túnel carpiano!) pensando a medias "¿La gonorrea se pegara a los dedos?" y pendejadas por el estilo. Así que de pronto, cuando sentí unos dedos que rozaban mi mano, pensé "A huevo, ya chingué".

Saqué un poco la mano y tome la suya. Sus dedos empezaron a cosquillearme la palma de la mano, y en ese momento, algo llamó mi atención.

Ana, para tener unas tetas tan suaves y tersas, tenía las manos muy rasposas.

Empecé a tentar la mano con creciente alarma y entonces, de pronto, abrí los ojos y saqué la cabeza en chinga de entre las cobijas.

Me topé frente a frente con la jeta de Javi, que había hecho exactamente lo mismo y nos miramos durante un par de segundos con los ojos abiertos como platos. Fue entonces cuando nos dimos cuenta que estábamos haciéndonos cariñitos entre los dos.

Nunca nadie gritó más silenciosamente y agitó tanto las manos sin moverse:

— ¡Hijo de tu puta madre! ¡Suéltame la mano!
— ¡No mames cabrón! ¡No seas puto!
— ¿Que haces metiéndole mano, pendejo? ¡Ahí tienes a la Nadadora!
— ¡Está bien culera!
— ¿Y a mi que chingados? ¡Órale, vete a la verga!
— ¡Nel, hazte tú a la chingada!

Y así estuvimos un rato mentandonos la madre. Para cuando nos metimos de nuevo a las cobijas, obviamente yo ya había perdido las ganas de todo y Ana estaba realmente dormida, así que opté por darle un último y honroso arrimón (a Ana, no a Javi) y me quedé dormido.

Al otro día bajamos desvelados y medio congelados. La Nadadora y Ana regresaron a su casa y Javi y yo nos seguimos mentando la madre el resto del día.

Unos días después, vagando en la calle de nuevo, pasaron en su auto el Ruso y Quique Borracho. Nos vieron y se cagaron de risa, el Ruso nomás nos gritó "¿Que pedo? ¿Hace frío en la azotea?"

Hijas de la chingada.


54 comentarios:

Luis dijo...

Ah sí, todo lo anterior es 100% verídico.

Anónimo dijo...

pinche post reciclado. Pinche Luis anciano demente

Luis dijo...

Ese post (pesimamente redactado, lo volvi a escribir en un 70%) lo publique en el 2005. Me encanta que tengas cuatro años leyendo a un demente :)

Anónimo dijo...

A ver a ver.... le estabas haciendo una puñeta a tu compa ?

si es asi, dime donde vergas le metiste el dedo ? en el culo ?

porque Ana respiraba tan rapido si estaba dormida y no le estabas metiendo el dedo..

a la verga.. la neta no lei todo ta muy pesada la redaccion

y que vergas paso con el salaverga ???

Eduardo dijo...

Pudiendo repetir el post de los Perros comepollos repites este, aunque no tenga nada que ver.

Verdaderoyo dijo...

Ven, hay que aprender a reciclar lo que ya no usamos . . . eres un ejemplo para . . . bah, que importa . . .

Fede Fiesta dijo...

Me entretuvó y como yo no leí el original para mi es fresco como lechuga.

El remake es lo de hoy. Con unas cuantas adiciones por aquí y por allá cualquier post es atemporal.

danielo dijo...

Estuvo muy Jardiel Poncela el diálogo Luis!

Anónimo dijo...

Ya encarrerado el raton, ... que ingen a su moder la Ana y la Nadadora. Le hubieras hecho el 'paro' al Javi.

antonio dijo...

total
que quien mas puso mas perdio.
please mas cortito el proximo.

carlos dijo...

Ya muchos lo hemos leido jaja

Anónimo dijo...

quien dijo que tengo tanto tiempo leyendote? Encontre tu blog y lei todo el historial.
No saques conclusiones tan rapido anciano demente

Luis dijo...

Jajaja, anonimo pendejo.

"Claro que no llevo tanto tiempo leyendote, ¿No entiendes que me cagas la madre? Nada mas lei los 1200 posts del historial, idiota"

Jajaja, no te ayudes. Ademas, tu comentario fue el primero, justo despues de que twittee avisando que ya estaba listo el post, lo que significa que aparte de leer mi blog (bueno, solo los archivos, jojo), me followeas en Twitter, en donde obviamente tienes nick y conocidos, pero aqui vienes a joder como anonimo, putito.

(Claro que existe la posibilidad de que digas "No te sigo en twitter idiota, supe que ya habias publicado porque me aviso el feed"...lo que es peor, porque entonces significa que quieres estar al tanto de mis pendejadas en cuanto las posteo)


Danielo:

El "dialogo" ese es 100% idea mia...fue mi idea fusilarme descaradamente a Jardiel Poncela.

Antonio:

El proximo post sera un comic. Solo tres dibujitos, en blanco y negro, para que no te distraigan los colores y no se te haga muy pesado leerlo.

Y basta, a Recolectivo entra mucha gente que ni siquiera conoce mi blog, el hecho de que unas cuantas personas me lean desde hace años (y, como dije, si buscan el post orginal veran las diferencias con este) no significa que no pueda publicar mis cosas en otro lugar. Segun ese razonamiento, no deberian existir las reediciones ni las antologias, porque, pues, ya muchos han leido lo mismo antes, ¿No?

Quejense cuando lo haga en mi blog, no aqui.

El Belo dijo...

Pues a mi me pareció muy bueno el texto. Por cierto, yo tenía una maestra que le decíamos la venadita porque no veía ni madres.

Anónimo dijo...

¿Qué hay sobre el asunto de que el autodenominado "mejor bloguero de México" (Ulises Axel) quiere colaborar en este blog?

Luis dijo...

¿Cual asunto? Por si no lo han notado, es solo un anonimo que abrio un perfil copiando los datos del otro, lo mismo que con el del Falso Profeta. Lo unico que quiere es llamar la atencion, y como obviamente ese anonimo eres tu, es todo lo que se va a decir sobre el "asunto", asi que ahorratelo.

Eo dijo...

no se si sea saludable el hecho de acordarme que esto lo escribiste hace tiempo... cuando eras el Huevo jajaja

o no se si sea peor darme cuenta de los detallitos que le agregaste :S

siempre me causo risa el hecho de pelearse en vez de ponerle atención a la vieja jajaja

Psicojack dijo...

Primera vez que lo leo, a mi me pareció genial.

fer ramos dijo...

No te lo tomes tan personal mi luis. Reeditado o no, el texto es tuyo, y es bueno, entretenido y a pesar de que parecia ser 100% predecible, aparece la cereza que le cambio todo el curso jajaja, buena historia, saludos desde la azotea pues...

Anafilactica dijo...

No mames!!!...Despues del "tiene gonorrea" pensé que ya no me iba a reír tanto...tu y tu compa haciendose cariñitos jajaja geniaaaaaal!!! ya me ven raro aqui en la oficina ¬¬

Y si, pinches viejas chismosas!!!!

Anafilactica dijo...

No mames!!!...Despues del "tiene gonorrea" pensé que ya no me iba a reír tanto...tu y tu compa haciendose cariñitos jajaja geniaaaaaal!!! ya me ven raro aqui en la oficina ¬¬

Y si, pinches viejas chismosas!!!!

el mangos dijo...

jajajajajajaja "Todo hombre que se precie de serlo ha pasado alguna vez horas(o por lo menos así se siente) pegándole unos arrimones a una vieja, con la esperanza de que se deje el mayor tiempo posible sin que nos pegue un madrazo o nos mande a la chingada" que cagado pero tienes toda la razon. Este post me hace recordar muchas cosas, reciclado o no sigue estando chido.

Leshiaa dijo...

jajajaj, pues a mi me sigue dando risa las pendejadas de tu adolescencia!

Mr. Ñets dijo...

Claro: El faje es de quien lo trabaja.

Muy muy bueno.

Anaya dijo...

Lo leo por primera vez y si fuera que ya lo hubiera leido, no mames (pinche risa)me seguiria riendo igual, es un buen texto!!

Anónimo dijo...

Pinche Huevolverin Puto.

Israel V.R. dijo...

Me imagino que desde entonces eres conocido como el Huevo

Chanfle II dijo...

Pinches comentarios intensos, carajo. ¿Qué pitos me importa si ya lo habías leído o no? ¿A poco nunca has visto más de una vez una película, o jamás has visto un remake?

Pinche Luis, qué cagado estás. Aplausos por los huevos de contar la anecdota. Y contarla chingón, claro.

c-berto dijo...

duh! es mejor leer posts reciclados/reeditados que leer post pretenciosos de los invitados a recolectivo o de los blogueros que solo duran 3 posts en recolectivo

Anónimo dijo...

Yo la neta SI tengo pedos...
He leído todo tu blog y te sigo en recolectivo...
Algunos post los leo y releo... este es uno de ellos...
Chingo a mi madre...
Ni pedo...
JAJAJAJAJAJAJA

Zed dijo...

¿¿¿Cariñitos???

(Voz en off: Faaaags!!!)

Anónimo dijo...

No me llamen refritero, inches razistas y kuleros. Llamenme guevo porque asi me bautiso el Chavi despus de agararrle 1.

Lexico dijo...

Creo que Eo tiene razon ... para que te peleas con tu valedor... si elle tiene más de un ahujero... ademas ni se la hiban a tirar... y quiza... quien sabe... a ella le estaba gustando el manoseo colectivo...

si con los valedores compartes la cerveza sin limpiar la saliva de la botella... porque no compartir a la güila de la colonia... XD

buen post...

Diego dijo...

Buen post me hizo recordar mis aventuras de puberto.

Pero al igual que un anonimo posteo, te dedeaste a tu compa?? Y tu compa bien comodo ni objetó hasta que se dieron cuenta que eran uds??

Luis dijo...

A veces me pregunto si en verdad yo no sé escribir o algunas personas no saben leer.

Fede Fiesta dijo...

Igual es un poquito de las dos.

Y pues si, que si es refrito o no, que te valga. El vato ese como quiera se ve que es fan.

Anónimo dijo...

bueno, muy bueno

por fin algo q no escribes de tu mala ciencia ficcion

Anónimo dijo...

deja de defenderte pinche ruco pendejete

Liliane dijo...

Y tú que me has dicho que soy distraida...

Derramé café en el teclado, pantalla y mesa de trabajo de tanta risa. :)

El Contador Ilustrado dijo...

Me regreso a mi juventud...excepto la parte de los cariñitos con tu compa, creo que en una parte muy dentro de ti lo sabias, esas manos peludas y con las uñas mal cortadas no podian ser de una dama

juancarlos dijo...

esa experiencia demuestra de que a oscuras en la mano del inexperto todo te sabe igual (o en tiempo de guerra cualquier hueco es trinchera)

me he reido escándalosamente en: "Nunca nadie gritó más silenciosamente y agitó tanto las manos sin moverse"

100% cierto? pues aún más hilarante.

pero sácame de una duda

¿hacía tanto frío en la azotea?

saludos

Anónimo dijo...

Yo soy el Javi y quiero kontarles mi veldad. Kiero k sepan que los jueguitos entre Luisito y yo no terminaron ahi. No señor, este pinche maricon de closet quiso seguir experimentando y experimentando con mis emociones hasta que hizo que me convertiera en Jacaranda. Despues mi guevito le saco entregarse a su lado femenino y salio huyendo a Queretaro. Luis t AMO!, tu sabes lo que paso entre tu yo y sabes que lo qu emas te gustaba de mi eran mis nalgotas. Vuelve a mi x favor, te necesito. XD.

Garnet dijo...

JAJAJAJAJJAJAJAJAJA en serio!! No paro de reirme!! si sigo asi se despertara mi padrastro y me regañara pero JAJAJAJAJAJAJAJAJJA y ese intermedio me mato en serio!!!
Osea, las metaforas te las entiendo, pero ese
Lector impaciente JAJAJAJAJAJAJAJJAJAJAA Muy bueno muy bueno!!!

Congratz en serio hace siglos no me reia tanto con un post xDDD

Garnet dijo...

Ahhhh y Luis, no te preocupes que no saben leer...

Para que esten pendientes!!! el si dedeo a Ana!!! Pero luego dice muy claramente...

Saqué un poco la mano y tome la suya. Sus dedos empezaron a cosquillearme la palma de la mano, y en ese momento, algo llamó mi atención.

Ana, para tener unas tetas tan suaves y tersas, tenía las manos muy rasposas.

A ver si nos concentramos en lo que leemos ehh!!!

rodrigo dijo...

muuuuuuy bueno , en serio me rei muchisismo , pero siento decirte qu eme quede con la duda de a quien te dedeaste?

ほし dijo...

a mi me gusto, debo admitir que me encantan tus historias...

Baruc dijo...

Esta de webos tu recipost ajajaja me divirtió bastante. ciao

chilangelina dijo...

Yo no lo había leído y nomás por eso había que reciclarlo.
He dicho.

Daniel dijo...

La Historia está a toda madre. Me reí a carcajadas y en la oficina me voltearon a ver. Qué chingados te pasa? me preguntan. Me hacía falta reir. Hacer remixes o reinvenciones de textos del pasado es un arte. Los textos nunca mueren ni tienen una versión única o definitiva. Yo esta es la primera vez que lo leo y honestamente las metáforas no tienen madre. DSB

Romina Power dijo...

No leo los comentarios e ingoro si alguien ya lo preguntó pero, ¿no habías escrito esto ya en tu blog?

Luis dijo...

jajajajaja.

Anónimo dijo...

deja de reirte pinche ruco pendejo

Isabel dijo...

Tampoco lo había leído y me he reído como loca, si se trata de cosas tan divertidas: que vengan los recicles!

tu avergonzado padre dijo...

ya lo dijo un anonimo alla arriba, esta mucho mejor que tu mala ciencia micción.

Blogalaxia