viernes, 16 de abril de 2010





Estuve a punto de perder el invicto y dejar pasar un viernes sin escribir para Recolectivo. Pero bueno, aunque para efectos del Centro de la República ya lo perdí, aquí en Tijuana aún es viernes. Podría poner como pretexto que hoy renuncié a mi trabajo, pero la verdad el asunto laboral no me influyó en lo más mínimo. Desde un tiempo para acá me he vuelto un promiscuo laboral. Pasé diez años de mi vida en el mismo trabajo. Me volví parte del inventario hasta que ese barco se hundió. Entonces hice lo que nunca: acepté un trabajo en el gobierno. Trabajé un año y diez días en el gobierno de la ciudad de Tijuana y renuncié argumentando que mi vocación es el periodismo, que soy un reportero hormonal, que soy escopeta no pato, que soy delantero y no defensa, que aquí yo soy el que hace las preguntas y bueno, me fui a dirigir una revista y a conducir un programa de televisión que nació muerto. Seis programas y dos números de revista después, he decidido renunciar de nuevo ¿y saben para qué? Para integrarme de tiempo completo a una campaña política en donde si ganamos, mi destino será volver a trabajar en el mismo Palacio Municipal de donde salí huyendo. ¿Te parece el colmo de lo contradictorio y desatinado? Entonces no te asomes a mi vida, pues ni yo mismo me lo explico. ¿Y sabes que es lo peor? Que estoy contento y realizado. Te lo advierto. Mejor no te asomes.

5 comentarios:

[KwZ] dijo...

Yo ya sé porque Guffo no permite que le dejen comentarios... es altamente insensible a la crítica y sabe que la caga mucho.

salaverga dijo...

Todavía no entienden que Guffo es un sociópata incapaz de tener sentimientos? No puedo creer que no se den cuenta

Anónimo dijo...

jajaja chingas a tu puta madre, pinche gnomo barrigón de bracitos cortos, hermano del enano leprosidoso

ivancin dijo...

Pues el dinero es dinero (que frase!!), aunque a veces tengamos que tragarnos nuestras palabras y traicionemos nuestros principios siempre habra necesidades "necesarias" o inventidas que tenemos que llenar.

Pancho dijo...

¿ya te volviste burócrata pues? jaja bien dicen "vivir fuera del presupuesto es vivir en el error" xD

Blogalaxia