sábado, 19 de junio de 2010

Un consejo a los pordioseros.






Pordioseros del Mundo, escuchadme: Si alguna vez quieren obtener dinero de mi les voy a dar un consejo muy sabio: Jamás me pidan lana en nombre de Dios ( entonces ya no serían por- dioseros) Nada detesto más que un drogadicto transformado al cristianismo o un individuo representando a algún ministerio. A todos les digo lo mismo. Dime que Dios no Existe y te rayas. A los testigos de Jehová que tienen la mala fortuna de tocar a mi puerta les pasa lo mismo. Me dedico a blasfemar contra su apestoso Jehová hasta que asustados se largan. A los merolicos gritones que se colocan en la esquina de Segunda y Niños Héroes me les acerco silenciosamente cuando están en medio de su estridente perorata anunciando el fin del Mundo y la llegada de la Bestia. Yo entonces me coloco cerca de su oído y pronuncio suavemente: -Dios ha muerto hijo mío- . -Satanás te desea corderito- El merolico apenas alcanza a reaccionar y se pone a pegarme de gritos cuando yo ya voy muy lejos de él.

La droga más puerca que ha creado la humanidad

Ya lo dije: Nada más deprimente que un drogadicto transformado al cristianismo. Hacen esfuerzos por dejar una droga como la heroína o el crystal usando un narcótico mucho más nocivo y pestilente llamado Cristo, una droga capaz de devastar todas tus neuronas y que en 2 mil años de miseria y adicción ha causado la muerte y la desgracia de miles de millones de seres humanos masacrados en estúpidas guerras en su nombre. Que dichosa y superior sería la humanidad si tuviera a bien decirle no a esa droga, a la que por cierto le sobran traficantes.

Blasfemo compulsivo

La gente cuestiona el que yo no respete los cultos que esa gente practica y disfrute tanto balsfemando en su cara contra sus dioses. Pero resulta que son ellos quienes no respetan mi privacidad. Ellos llegan y tocan mi puerta, ellos van y se atraviesan gritando en mi camino e interrumpiendo mi lectura cuando voy en un camión. O ¿Acaso alguna vez me he metido a una iglesia a molestarlos o interrumpirlos? Hasta donde tengo conocimiento, no existen antecedentes de que haya llegado yo a tocar a sus casas para decirles: Hijo mío, convierte tu alma al ateísmo y serás más feliz. Lee a Nietzsche, a Cioran y a Voltaire y descubre la felicidad. Dile no a cualquier culto religioso, haste cargo de tu deseo, respeta los principios generales del derecho, ama la naturaleza y encontrarás la paz. Bien harían esos fanáticos embrutecidos en adoptar en sus mentes las ideas de la Ilustración, pero ellos aman las tinieblas. Peor para ellos -A mi me gusta la luz de la razón-.


9 comentarios:

erikescobedo dijo...

Amén, hermano.

Drumstick dijo...

Claro, hay mucha raza de mente debil que son facilmente engañables, vaya, si cayeron en las drogas, es facil que caigan en algo como Cristo. La razon es lo mas "sano" a seguir, sin embargo tambien tiene sus limites, pues esta sujeta a la manipulacion de otros (internet, medios, wikipedia, que libros se publican, ciencia, etc...).

Nunca te has preguntado, porque despues de tantos siglos de opresion, ahora nos sueltan toda la informacion???.

Es como el Elegido de la Matrix.. hasta eso era un metodo de control.

Saludos!!!

Al dijo...

Nunca he podido llegar al punto de que un testigo de jehova se canse de intentar convencerme de que estoy en el camino del pecado y que sigo a tiempo de cambiar.
Por cierto, no quiero parecer pordiosero pero si voy a pepenar un post para Ronnie James Dio, me quede esperandolo, que paso ahi eh? Esperare a que te decidas.
Saludos

Fernando Ramírez Ruiz dijo...

Yo digo que ese es uno de los más fuertes argumentos en contra de las drogas y el alcohol: No te pases porque podrías caer en el cristianismo.

Enrique Arias Valencia dijo...

Hola, Daniel.

En general, me ha gustado mucho el post, si bien yo no estoy iluminado por la luz de la razón, sino por la alegría del pesimismo irracionalista.

¡Un saludo ateo de todos modos!

El Contador Ilustrado dijo...

YO no seguiria a su Dios ni en twitter

Mayela dijo...

Ya está demasiado gastada esa fórmula de "yo soy ateo y por lo tanto soy chingón".

Respeto por igual al ateo y al religioso, a mí me vale madres en qué crean, mientras sean buenas personas por mí pueden adorar a Satanás o al Dios de su preferencia o pensar que no existe, da igual.

Ojalá algún día se den cuenta que no es lo mismo creyente que fanático, ojalá algún día vean que no todos los creyentes somos débiles de mente y somos pendejos. Esa intolerancia también le hace daño al mundo.

Y yo no defiendo a los fanáticos y tampoco los entiendo; conozco muchos y comprendo que están muy equivocados y que tienen una visión de la realidad distorsionada, pero también es molesto y cansa que etiqueten a todos por igual.

Yo soy católica, soy creyente y no fanática y mucho menos pendeja, a ver si ya van aprendiendo a diferenciar.

Anónimo dijo...

uy qué malote eh

soy ateo pero por esa pinche actitud mamona la gente no nos traga.

Anónimo dijo...

Ea! Eureka! Bienhecho hermano. Ser ateo esta bien, respetable y admirable. Ser ignorante no tanto. No te excuses Daniel. Sabras que aunque la religion cristiana ha cometido demasiados errores, ha mantenido la fe mucho tiempo. Y aquellos distinguidos caballeros ilustrados muy a pesar de esa luz de la razon, aceptaban la fe como la continuacion de la razon. Fortaleza creer en algo superior a ti, fotaleza y humildad, algo que no es para todos. Te leo y solo veo miedo y envidia. Alcoholismo y drogadiccion cerca seguramente, muy muy cerca. Saludos.

Blogalaxia